LA CONSTIPACIÓN EN LOS NIÑOS

¿Qué es la constipación?
La constipación se define por el número de evacuaciones semanales y por las características de estas evacuaciones.
Involucra evacuaciones intestinales que se realizan con una frecuencia menor a tres por semana o evacuaciones dolorosas de heces grandes y duras en aquellos chicos que las retienen, que pueden o no estar ensuciando su ropa interior.
Es decir que un paciente puede estar constipado aunque tenga más de tres evacuaciones a la semana.

¿Existen diferentes tipos de constipación?
Sí, existen dos tipos:

Constipación aguda: se asocia con frecuencia a cambios en la alimentación, enfermedades febriles, internaciones quirúrgicas, o lesiones ano-rectales. Esto se debe a la falta de líquidos o de fibras en la dieta, la deshidratación por los vómitos y la fiebre, y el reposo en cama por enfermedad prolongada. En caso de lesiones ano-rectales lo que sucede es que se retiene voluntariamente la defecación por el dolor anal.

Constipación crónica: es cuando sucede por un período prolongado. Está asociada con parálisis muscular, postración o cuando está combinada con otra enfermedad o por la ingestión de algunos medicamentos.

¿Cuáles son las probables causas según la edad?
En la mayoría de los casos, no tienen una razón evidente y se las llama constipaciones funcionales. Las llamadas constipaciones orgánicas representan menos del 10% de los casos.

  • Neonatos y lactantes:puede deberse a los cambios en la alimentación (de leche materna a leche de vaca), o demora en la maduración del sistema digestivo.
  • Lactantes mayores: puede que sufran alguna fisura anal que les produce dolor; que estén rechazando al inodoro; o que no consuman fibras en la dieta.
  • Escolares: factores alimentarios, contención, acceso limitado al baño, distracción en otra actividad, trastornos emocionales, o fisura anal.
  • Adolescentes: colon irritable con predominio a la constipación, trastornos en la dieta, anorexia, abuso de laxantes, lesiones de la médula por traumatismos o accidentes.

 Otras causas menos frecuentes son:
Enfermedades congénitas del intestino, enfermedades de la médula espinal, malformaciones anorectales, enfermedad secundaria a medicamentos, cirugía anorectal previa, hipotiroidismo, abuso sexual, depresión, predisposición genética, deshidratación, miopatías viscerales, neuropatías viscerales, músculos abdominales anormales, síndrome de Down, enfermedad del tejido conectivo, drogas, botulismo.

¿Cuáles son los síntomas? 

  • Disminución del número de deposiciones
  • Dolor abdominal
  • Dolor en la defecación
  • Ropa interior sucia
  • Falta de apetito
  • Infección urinaria
  • Incontinencia urinaria

Exámenes Complementarios 
Cuando se piensa en una causa funcional, no siempre son necesarios. Serán realizados según indicación del médico.

¿Cómo prevenir la constipación? 
En función de la edad y el tipo de constipación, recomendamos:

  • Lactancia Materna
  • Incorporar el uso del inodoro de a poco: evitar entrenar al niño para que utilice el inodoro a edad muy temprana. Evitar ser muy exigentes con el chico en el uso del inodoro. La incorporación del inodoro debe hacerse de a poco, sin exigencias y con cierto ritmo para genera el reflejo. El chico no debe sentirse presionado por el ritmo con el que va al baño.
  • Dieta que incluya fibras, frutas, legumbres, cereales integrales y cantidades abundantes de agua y líquidos, que favorecen el paso de heces más blandas disminuyendo las posibles molestias causadas por las deposiciones.

Dr. Ariel Blajos.

Fuente: Comité de Gastroenterología. Sociedad Argentina de Pediatría.

(La información contenida es de índole general y no deberá sustituir la atención médica ni los consejos de su pediatra.)

 

Comentarios de Facebook

Comentarios